LOS ÁNGELES -- Cierto, Toronto es el sexto peor equipo en la MLS, pero Jesús Dueñas tuvo la noche de su vida, con dos estupendos goles y Tigres se adueñó de la Campeones Cup de manera implacable y contundente.

Un torneo sacado como carta promiscua de la manga de la ambición, pero valedera totalmente para la vanidad del vencedor. Una Copa más en esa región que la FIFA ha registrado como el Tercer Mundo del futbol, la Concacaf.

A pesar de la decadencia que vive su rival en la MLS, Tigres sufrió para canonizar en el marcador sus esfuerzos, en la mezcla de errores de la defensa canadiense.

Jesús Dueñas en penetración por izquierda a servicio de Juninho, consuma con velocidad y un zurdazo el primer gol de Tigres, aprovechando la tardía cobertura a su diagonal.

Y el segundo se lo sirve Dueñas con un disparo potente desde fuera del área, para ratificar que se convertía en el elemento sorpresa del Tuca Ferretti como un tercer jugador de ataque en zona de despistados.

El 0-3 se ensucia con la torpeza de un autogol de Zavaleta a centro de Enner Valencia, y ya bajo esa densidad de la derrota, Toronto intentó con la partitura de la desesperación y estertores de agonía, tratar de al menos dignificar la derrota.

Sin duda, agravó la situación la salida de Giovinco ('40) por lesión, el único jugador que en ímpetu y claridad trataba de rescatar a un equipo de balbuceos futbolísticos, muy lejos, sin duda, de aquel que eliminó en Concachampions al mismo Tigres y al América.

Entre el decidido Dueñas, habilitado de emergente por Quiñones, y la calma plena para manipular el juego, el balón y el reloj, los Tigres terminaron arrullando el partido, marcando la pauta y tendiendo la emboscada a los zombis canadienses.

Una jugada intrascendente, en servicio al área, desencadena un penalti inesperado para un Toronto que jugaba por inercia. Desde el manchón, Lucas Janson a los 86 minutos, sentencia el 1-3 definitivo.

Tigres terminó así el periplo de media semana con un gana-gana absoluto. Un trofeo de poca monta, pero de estilizado diseño, esculpida en plata y con un bolo extra de 600 mil dólares que terminan en las cuentas bancarias de los jugadores.

Con ese par de inyecciones anímicas, aunque con Guido Pizarro y Juergen Damm con dudas, los felinos de Ricardo Ferretti cierran así la preparación para enfrentar el domingo por la noche a los Rayados de Monterrey.

Todos estos escenarios alejan de momento los zarandeos mediáticos en torno a cuándo y cómo se resolverá la relación entre Tuca Ferretti, Tigres y Selección Mexicana.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


¿Alguien vio durante la transmisión de ESPN que Diego Armando Maradona realizara un movimiento táctico con Dorados? No. Sería iluso pensar que el ‘10’ fue quien dispuso de la formación para enfrentar a los Cafetaleros de Tapachula. No es negar la sapiencia futbolistica del argentino que es un genio, pero la aportación sistemática viene de un mexicano y hay que decirlo con todas las letras: Mario García. No cabe un ápice de duda que la victoria de Dorados, anoche, se logró por la presencia del argentino que deambulaba en el campo del Estadio Banorte. Su presencia y figura ‘revolucionó’ a los jugadores culichis. Se brindaron en el campo y ‘conectaron’ con su ‘líder’ moral, un histórico jugador al que sus palabras las toman casi como bíblicas, pues pocos se pueden dar el lujo tener y escuchar a un estratega que haya ganado una Copa del Mundo casi solo.

El ‘10’ no habló de sistemas, tampoco de tácticas. Su vocabulario es el amor por el juego. La pasión con la que ejecuta cada uno de sus actos, mismos que son seguidos por sus jugadores. Seguramente compartió cómo afrontar partidos bravísimos a sus jugadores, pero realmente el tema estratégico no pasa mucho por sus manos, pues para ello hay más conocedores que Maradona como el propio García (aprendiz de Ricardo Antonio la Volpe y tan loco como él, aseguran) y Luis Islas, ex guardameta de Toluca y León.

¿Bueno? ¿Malo? ¿Sorpresivo? ¿Quién se da el lujo de contar con Maradona? ¿Qué club internacional podrá presumir en su historia que uno de los jugadores más grandes que ha dado este deporte platicó de futbol en las mismas entrañas de su estadio? Pocos. Dorados, sí. Acá no hay engaños, la propia afición sabe que el Diego llega con ese halo ‘divino’ que al menos anoche ayudó en lo motivacional, echó para adelante a sus dirigidos, pero el tema es saber ¿hasta dónde dará lo máximo ese aspecto? Es un hecho que para un futbolista el tema mental es vital, pero la realidad se observa cada ocho días y esto se modificará con el tiempo.

Anoche presencié muy de cerca el debut del sudamericano en la zona técnica. Mentadas de madre, reclamos sobre ciertas jugadas, pero la realidad es una: estratégicamente no escuché ninguna modificación táctica en el equipo, que, por cierto, carecía de goles y ayer se destapó con cuatro. Sería estúpido considerar que el futbolista más grande de todos los tiempos no sabe de futbol, conoce demasiado del tema, pero una cosa es jugarlo y otra es enseñarlo y ser un docente del mismo para ejecutarlo.

Sin embargo, sin grandes luces, solo, sin medios de comunicación que lo cuestionaran y con un trabajo respetado en el medio futbolístico, Mario García, sin duda es en Dorados el ojo clínico de D10s o “la mano de D10s”. Gente conocedora del balompié me ha hablado cosas extraordinarias de García, como uno de los mejores entrenadores que hay en el balompié mexicano; aunque ha recibido la oportunidad en su querido Atlante no le fue bien, pero estratégicamente es una de las personas más reconocidas en el balompié mexicano. Me aseveran que es el mejor ‘segundo’ que pudiera tener un entrenador en su banquillo.

Digamos que Mario García es exactamente la cara opuesta de Maradona. Un tipo de perfil bajo, sin medios que lo atosiguen o una historia amparada en Copas del Mundo o títulos en sus vitrinas. Quizá camine más en la sombra, con la única luz que le da su gran conocimiento futbolístico y táctico que me aseguran es muy grande. García Covalles comenzó su carrera como auxiliar de José Guadalupe Cruz en el 2004 con quien estuvo hasta el 2008. Dirigió al León (2008), Chetumal (2009), Atlante UTN (2009-2010, segunda etapa en 2012-2013 ), Mérida (2011), Altamira (2011 y también 2014) Auxiliar en Morelia (2014) Tampico Madero (2015-2016), Alebrijes de Oaxaca (2017) y Pioneros de Cancún (2017) y actualmente está en el equipo de Diego Maradona como su auxiliar.

Como se puede observar, su capacidad y conocimiento de la Liga de Ascenso le permiten tener un amplio panorama de los rivales de la categoría, por lo que, sin duda, la combinación entre Maradona, Islas y García, será una buena mezcla para los objetivos de Dorados de Sinaloa. Por lo pronto, anoche iniciaron con el pie derecho, bajo la nueva mirada del García… perdón, de Maradona, que seguramente entiende que necesita de gente que conozca del medio futbolístico en el que se desenvolverá en los próximos meses.

Al César lo que es del César... Y a Mario García lo que es de Mario García.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Cachondeo

FECHA
17/09
2018
por David Faitelson

El Presidente de Tigres, Miguel Ángel Garza, ha descrito puntualmente en lo que se ha o han convertido el proceso para designar al nuevo entrenador de la selección mexicana de futbol. Gran parte de esta responsabilidad es de la Federación y de Guillermo Cantú. La poca información, las verdades a medias, las interpretaciones han transformado esto en casi una telenovela, donde el más presionado empieza a ser Tigres y el propio Ricardo Ferretti. ¿Cómo se detiene esto? Con claridad, con transparencia que, para no variar, no conocen quienes administran el futbol mexicano.

SAN DIEGO, CA -- Un nuevo termino ha aparecido en medio de la telenovela que plantea la Federación Mexicana de Futbol para la designación del nuevo entrenador de la selección mexicana: Cachondeo.

No, juro que no es mío. Conozco esa palabra, pero trato de evitarla --debido a la peligrosidad de las variantes que puede presentar. Aunque, a decir verdad, el presidente de Tigres no encontró mejor definición para lo que ha ocurrido en la búsqueda del substituto de Juan Carlos Osorio: ¡Un cachondeo! Miguel Ángel Garza también agrega a los posibles culpables: La prensa, el Tuca, la afición y yo agregaría a los propios Tigres y, sobre todo, a la bendita Federación Mexicana de Futbol.

Los dimes y diretes alrededor de la selección mexicana de futbol han sido generados por la propia incapacidad de la FMF de comunicar. Comunicar lo que y hasta lo que no hay. Es decir, establecer de manera clara y directa el proceso que se está llevando a cabo para la designación del nuevo entrenador.

Señalar candidatos, fechas y mecanismos y punto. Pero ante la desinformación y ante la necesidad de los medios de informar sobre la selección --que a diferencia de otras naciones aquí siempre tiene otro tipo de requerimientos-- el asunto se ha transformado en una historia de medias verdades, mentiras, chismes y negaciones o como lo dice +--correctamente el presidente de Tigres, "un cachondeo".

La situación está generando desesperación en Tigres --se notaba en su presidente y se empieza a notar en el propio 'Tuca'-- porque los medios parecen más ocupados y preocupados por la selección que por los grandes retos que el club felino tiene por delante, por ejemplo, esta semana, el enfrentamiento de campeones de la Liga MX y la MLS ante el Toronto y el siempre caliente clásico norteño del domingo contra Rayados.

No veo el porqué de generar una telenovela alrededor del asunto. Tan sencillo es como que Yon de Luis salga y diga: señores, lo de Ferretti lo estamos negociando; lo de Ferretti es imposible y estos son los candidatos con los que charlaremos en las siguientes semanas, pero mantener un hermetismo ha propiciado casi un caos donde, insisto, el más perjudicado ha sido Tigres.

El balón va de un lado hacia el otro. Ferretti dice un día que quiere y luego no quiere e insinúa que es Tigres quien debe tomar la determinación. Tigres se hace el entendido y el desentendido y Guillermo Cantú no habla con vehemencia y deja demasiadas cosas para las interpretaciones.

Operar con transparencia es otro de los retos que tendrá la administración de Yon de Luisa. Y si dice la verdad, acabará con cualquier posibilidad de una mentira y de paso, con lo que ha señalado puntualmente el señor Garza, el "cachondeo" que se ha vuelto el proceso para encontrar al entrenador de la selección mexicana de futbol.

@Faitelson_ESPN

Etiquetas:

David Faitelson, México

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


LOS ÁNGELES -- Procesión llorosa con el alma encadenada al flagelo del hubiera. Cortejo rojiblanco del genocidio imaginario en Chivas. Carnaval de plañideras.

"Si hubiera seguido Matías (Almeyda)... ora pro nobis". "Si se hubiera quedado Rodolfo Pizarro... ora pro nobis". "Si hubieran retenido a Rodolfo Cota... ora pro nobis". "Si hubieran asegurado a Oswaldo Alanís... ora pro nobis".

Hoy, la romería del fatalismo, perpleja, paralizada, no encuentra el camino del arrepentimiento, frente a los números de José Saturnino Cardozo: 12 de los últimos 15 puntos posibles.

Y los idos, los añorados, los objetos del desencanto... ¿qué ha sido de ellos? Deambulan...

1.-- Matías Almeyda repartiendo currículums a diestra y siniestra, sin que logre pepenar un contrato, tras las calumnias del Pelagatos 2.0 (AKA, según Ricardo Peláez, José Luis Higuera), para exterminarlo en la lista de candidatos al Tri.

2.- Escandalizado, incrédulo, Monterrey se pregunta cuándo va a llegar Rodolfo Pizarro a Rayados. Los casi 20 millones de dólares invertidos, producen menos que nopales en Alaska.

3.-- Rodolfo Cota se embadurna de errores y se traga un gol una jornada sí y otra también, lejos de la consistencia en Chivas.

4.- Tras perderse el Mundial, la fantasía europea de Oswaldo Alanís se reduce. Creyó que estaría en la pasarela de Miss Universo, y termina en la Feria de las Flores de Tinguindín.

Y mientras tanto, Chivas y Cardozo están a un escalón de la zona de Liguilla. Golea a Rayados el fin de semana, pero aún en las capillitas ardientes del aficionado de Chivas, hay más ofrendas por los idos, que por los vivos.

Habrá quien diga que Almeyda dejó la mesa puesta para Cardozo. Pero ciertamente le hurtaron tres patas, antes de la mudanza.

Tras un calamitoso inicio, al menos, hoy, el Guadalajara olisquea la Liguilla, lejos, por ejemplo, del cierre de torneo de Almeyda, con cuatro derrotas en el Clausura 2018.

Cierto: Cardozo no ha ganado nada aún. Hoy, la Liguilla es una posibilidad, pero queda medio torneo para tratar de consumar el boleto.

¿Tiene equipo para ser protagonista de la Liguilla? Difícilmente, pero, se ha visto, de repente, sin pisar cancha, la nación rojiblanca reverbera milagros.

¿Los novatos? No son hechura de Almeyda, son continuación de un trabajo en la organización del Rebaño. Este fin de semana, Cardozo acercó a la madurez a Beltrán y a Cervantes e irá trabajando con los Macías y los Godínez, etc.

Lo que no puede hacer Cardozo es rejuvenecer las osamentas de futbolistas de articulaciones momificadas, ni tampoco desatarantar a cabecitas bobaliconas, como ha pasado con los porteros y con los diferentes zagueros.

Errores de la zona defensiva de Chivas han propiciado tres derrotas, nueve puntos, que marcan una diferencia enorme en un torneo de medianía competitiva, como el de la Liga MX, donde cualquiera puede meterse, en cualquier momento, a la Liguilla.

Pero, hoy reaparece el mejor Conejo Brizuela y hasta La Chofis sorprende. Zaldívar evoluciona, y sólo puede arruinar el trabajo de Cardozo, el capricho centavero de la directiva por poner a Pulido, que ya lo hemos dicho, es un freno de mano en el vértigo del Rebaño.

A lo mejor tengo mala memoria, pero, Cardozo ¿ha fustigado o puesto de chivos expiatorios a sus jugadores por ser mexicanos? No, Cardozo no lo ha hecho.

A estas alturas, Matías Almeyda ya había declarado en Argentina: "Es que es difícil trabajar sólo con mexicanos".

Y después, reiteraría: "Al jugador mexicano tengo que explicarles hasta tres veces, trabajar el triple, para que entiendan lo que quiero".

Bueno, mientras el mártir San Matías hacía ostentación de cómo hacía milagros, Cardozo asegura que "a veces me quedo hasta las ocho de la noche, si es necesario, para convivir con el ser humano. Si lo conozco mejor, puedo respetar mejor su potencial".

Pero, y la cabalgata doliente, cegada de nostalgia por Almeyda, Pizarro, Cota y Alanís, ¿cuándo piensa volver del autoexilio para agradecer a Cardozo y sus jugadores un mejor torneo que el derrotismo con el que auguraban una corona de espinas por tiempo indefinido?

No se trata de rendir pleitesía, porque, insisto, Cardozo aún no ha conseguido nada, pero, al menos, esa solidaridad poderosa que representa la alianza rojiblanca en los distintos estadios, no debería pronunciarse con mayor ímpetu.

O será que algunos y algunas no pueden sacarse de encima esa mirada lánguida, mustia, como la del bulldog caricaturizado, Motita o Droopy, con sus ojos tristones, y el tonito bonaerense con sus expresiones como "nos orinó un dinosaurio, pero de los nuevos de los viejos", o que les ensarte ilusiones con "ya despertó el gigante".

Lamentablemente, tal vez, para esa facción atribulada de la afición de Chivas, Cardozo es más el tipo que fue como jugador, recio, seco, directo, letal, y que siempre tuvo una predilección especial por ser el verdugo del Guadalajara.

Según los romanos, el nombre de Saturnino procede del dios pagano Saturno, y significa "aquél que siembra".

Tal vez y sólo tal vez, el técnico paraguayo quiera pagar sus deudas, pagar penitencia como entrenador, del daño que le hizo como jugador.

Aquél José Saturnino Cardozo que sembró desolación, hoy, contrito, quiere cosechar reivindicación y la absolución rojiblanca.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


El problema radica en la inmediata e irresistible tentación de compararlo con la más refinada clase del boxeo mexicano. Es ahí donde surgen dudas sobre la verdadera capacidad de Saúl Álvarez. En cada presentación en Las Vegas esperamos que llegue ese momento donde demuestre, finalmente, que está en el mismo nivel de Chávez, Sal Sánchez, Márquez, 'Mantequilla', Olivares o Morales, pero él se resiste a dar ese paso. ¿Acaso no pertenece a esa sociedad?

LAS VEGAS -- Se trata de una comparación con el máximo nivel posible de un deporte que guarda una historia especial y única en México. Y cuando se le confronta a él con la clase más refinada y pura del boxeo mexicano, no tiene, definitivamente, un lugar entre los consagrados. Ese es el problema: compararlo. 

El boxeo mexicano vive de momentos puntuales en su historia: Las victorias llenas de “sangre y fuego” del épico Rubén Olivares; el triunfo de Salvador Sánchez sobre la fanfarronería del puertorriqueño Wilfredo Gómez; el nocaut trepidante, dramático y agónico de Julio César Chávez ante Meldrick Taylor y por supuesto, el impactante golpe de Juan Manuel Márquez frente a Manny Pacquiao. El boxeo mexicano está hecho de momentos sagrados, llenos de calidad, temple, imaginación, condiciones técnicas y temperamento.

La pregunta es: ¿Saúl 'Canelo' Álvarez pertenece a esa clase privilegiada? Algunos dice que sí, otros que no y yo digo que… quién sabe.

La realidad es que seguimos a la búsqueda de la noche consagratoria del 'Canelo', esa que no arroje duda de su calidad y de sus condiciones para, al menos, aproximarse a los nombres de Chávez, Olivares, Morales, Márquez, Barrera o 'Finito' López. No sé si él en realidad pertenezca a esa “sociedad”.

En descargo del 'Canelo', habrá que decir que, contrario a lo que opinaban los expertos sobre cuál debía ser su estrategia, fue hacia adelante durante todo el combate. Presionó la pelea ante un Gennady Golovkin que, por momentos, pareció evidenciar cada uno de sus 36 años, pero no tuvo la capacidad de conseguir un triunfo convincente. Al final de los 12 rounds, había -me incluyo- quien dudaba de su victoria, Otra vez, en una noche que debía consagrar sus condiciones encima del ring, hubo espacio para las dudas.

Es verdad que conectó los golpes de mayor poder -sobre todo a las zonas blandas del kazajo- pero después, qué argumentos enseñó ante un boxeador sofocado, cansado, que iba hacia atrás por primera vez en su carrera y cuya única reacción era tirar el jab de forma sistemática. El 'Canelo' se vio por momentos lento, errático en el contragolpe y carente de recursos para generar la noche de consagración. El triunfo más imperante de su carrera no tuvo brillantez y sí, espacio para generar vacilación y una gran polarización.

El problema existe en la comparación con los mejores boxeadores mexicanos. Ahí es donde cuesta trabajo ubicar al 'Canelo'. Nadie tiene duda de sus habilidades, de su profesionalismo, de su capacidad mediática, pero cuando se le pone frente a frente con Chávez, con Márquez, con 'Mantequilla' Nápoles, con Salvador Sánchez, con Olivares o con Morales, sobrevienen las incertidumbres.

El 'Canelo' ha recuperado el campeonato mundial de los medianos y está hoy entre los 10 mejores boxeadores del mundo en la escala libra por libra, pero uno se pregunta si puede dar más o si en realidad es un boxeador de mediano alcance alimentado por una gran necesidad mediática en una época donde los grandes boxeadores no sobran.

Estoy convencido de que Saúl Álvarez es un gran boxeador, pero no el boxeador que nos quieren hacer creer o el que necesita la industria del boxeo. Es un boxeador que vende entradas en la arena, que produce dineros en la televisión, pero que no termina de convencer a un aficionado mexicano que, ante todo, es exigente y conocedor de la materia.

El “cortocircuito” ocurre en la irremediable comparación, algo inevitable en una disciplina que para México ha significado gloria, clase y determinación. El 'Canelo' es un buen boxeador. Hasta ahí nada más.

@Faitelson_ESPN

Etiquetas:

David Faitelson, México

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


De afrontar el peligro, de dar un paso al frente, de hacer justo lo que no hicieron 365 días atrás. Los dos boxeadores tienen tanto respeto por las cualidades del otro que parecen temerosos de atreverse a tomar la iniciativa. El riesgo de que no tomen riesgos es que veamos la misma pelea del año pasado, que fue buena, muy buena, pero que no tuvo pirotecnia y al que le sobraron dudas y el faltaron dramas. ¿Se atreverán? Esa es la pregunta, aquí, en Las Vegas...

LAS VEGAS -- El boxeo es un 'circo', que combina ficción y realidad, pero que se vuelve aún más serio cuando suena la campana y los golpes duelen y lastiman.

Sólo hay una manera de que Gennady Golovkin y Saúl 'Canelo' Álvarez mejoren la exhibición que un año atrás brindaron en esta misma ciudad: que tomen más riesgos.

Para hacerlo, Golovkin debe tirar más golpes al cuerpo y el 'Canelo' debe detenerse más en el intercambio de golpes. El riesgo para mexicano es que enfrenta a uno de los mejores pesos medianos de la historia y a uno de los más temibles golpeadores de la era; el riesgo para el kazajo es que tiene a un muy respetable contragolpeador, de 28 años, en el mejor momento físico de su carrera.

La pelea necesita fuegos pirotécnicos. El boletaje para la Arena T Mobile está agotado y el promotor Oscar de la Hoya espera superar los 1.3 millones de casas vendidas el año pasado en el sistema del pago por evento. El 'Canelo' cobrará 30 millones de dólares garantizados más un porcentaje del PPE. Golovkin tendrá la mayor bolsa de su carrera, 20 millones, y también un porcentaje de las cuentas en TV. La pelea también es parte del circuito cerrado y se exhibirá en salas cinematográficas en los Estados Unidos. El negocio está garantizado. Lo que no está garantizado es que la pelea supere las expectativas de los expertos e insisto, sea mejor que la primera cita.

Tomar riesgos es asumir una mayor responsabilidad en y por el combate. Quien lo haga puede dar un paso fundamental para la supremacía, pero también puede equivocarse y terminar en la lona, castigado y humillado por su oponente. En ambos guantes hay una fuerza bestial. Yo creo que el 'Canelo' tiene más aptitudes de boxeador, puede trabajar en el ring de distintas formas, pero Golovkin pega más fuerte y es un peso mediano natural.

Los apostadores, que colocan ligeramente arriba a Golovkin, creen en la misma hipótesis. Creen que veremos otra pelea cerrada sin la necesidad de que ninguno de los dos se meta en apuros. 'Canelo' y Golovkin pueden 'bailar' juntos durante 12 rounds y buscar, como lo hicieron hace 12 meses, la decisión de los jueces.

Los dos han entendido que de la batalla psicológica puede producirse algún arrebato, alguna distracción que puede terminar costando demasiado. Golovkin --o Abel Sánchez-- han insistido por el tema del doping que, además de ser una realidad, lastima al 'Canelo'; y 'Canelo' ha hablado de que buscará el nocaut porque lo han ofendido. Ese juego pre=pelea intenta desestabilizar, generar un desorden emocional para que uno de los dos protagonistas cometa un error. Quien esté más frío para afrontar la situación, llegará en mejores condiciones mentales a la cita.

Lo que separa a 'Canelo' y a Golovkin de una gran pelea, es el respeto que cada quien siente por las cualidades del otro y el temor a sufrir las consecuencias.

Alguien debe dar un paso al frente. Tomar la iniciativa y arriesgarse, no sólo para ganar, sino para que el espectáculo termine siendo el prometido y el esperado. El boxeo es un gran 'circo', pero en cuanto suena la campana, los golpes duelen y lastiman. Veremos que tantos riesgos quieren y pueden tomar 'Canelo' y Golovkin.

@Faitelson_ESPN

Etiquetas:

David Faitelson, México

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


LOS ÁNGELES -- Demasiadas manos en la cocina, arruinan la sopa. Este jueves, Miguel Ángel Garza le arrojó un puño de sal al brebaje que estaba perfectamente sazonado.

"No han hablado (de la FMF) ...ni para dar las gracias", dijo Garza, respecto a la cesión de Ricardo Ferretti para dirigir los amistosos de la selección mexicana.

Queda claro que Garza no manda el mensaje a Guillermo Cantú. Ni a Dennis Te Kloese. Ni a Gilberto Hernández.

Es claro que, en Cemex, en Tigres, están esperando, por lo menos, una palmadita en la espalda, una sobadita en la cabeza, un apretón de manos o al menos un guiño de parte de Yon de Luisa, y si se puede, de Emilio Azcárraga Jean.

Hoy, Tigres y Cemex, se sienten usados y enviados a la "friendzone", con la indiferencia, desdén o altivez de la FMF. Entre desagradecido y malagradecido hay más que una diferencia semántica.

Tigres ha enviado el primer mensaje a la cúpula del futbol mexicano. Y ha sido insolentemente claro y acertadamente merecido.

Queda claro que el partido contra Costa Rica en El Volcán no basta para Tigres. ¿Qué le deja al club? Dinero no necesita, y exponer las deficiencias del vetusto escenario, no será agradable.

1.- ADULTERIO...

Tigres y Cemex le exigirán a Tuca Ferretti que se deje de manipular con dobles juegos. Ha provocado urticaria que el técnico insista en dejar su futuro en manos de la directiva. Y Garza es el pararrayos de esa inconformidad.

Es decir, si Ferretti no llega al Tri, parecerá ser culpa del club. Y si llega, será generosidad del entrenador. Tigres no quiere cometer un error ni deportivo ni de imagen ante su afición.

Ferretti presiona al equipo para que lo libere, en lugar de él liberarse mediante la renuncia, a riesgo de causar inconformidad o, como lo dijo él mismo, una sensación de deslealtad.

2.- VORACIDAD COMPARTIDA...

Tigres y Cemex no quieren perder dinero. No van a indemnizar al Tuca, prefieren retenerlo. Y si Tuca renuncia, quieren una indemnización de parte de la FMF.

Ferretti quiere ordeñar las dos vacas. Irse con un finiquito generoso de Tigres, y pactar con la selección un sueldo superior a los 3.8 millones de dólares que en medios regiomontanos se afirma, recibe por año.

La FMF no tiene problemas de liquidez. La selección mexicana es su pingue negocio. Una vaca con las ubres siempre y bien hinchadas.

Es la única selección de futbol en el mundo que cotiza en dos países, con 14 patrocinadores en México y 14 en Estados Unidos.

Pero, claro, la FMF no está dirigida ni por idiotas en finanzas ni por pataratos en aritmética. Están para sumar, o, mejor, están para multiplicar, y no para restar.

3.- MICROSISMOS...

La FMF hizo filtraciones oportunas. Esparcir rumores sobre Pékerman y Tata Martino ayudará a desinflamar la confianza de Tigres y Tuca.

Al argentino nadie lo contratará en México, al ser vetado por haber demandado a Tigres. Y Tata Martino ha dicho que sólo aceptaría dirigir a Argentina, como revancha.

La segunda verdadera opción es Matías Almeyda. Gente del Tri habló ya con él: quédate tranquilo en Guadalajara hasta diciembre.

Ya le advirtieron que al ser sobreexpuesto por su representante Santiago Hirsig fue una medida antipática, además claro del bombardeo ácido del Pelagatos 2.0, según Ricardo Peláez y también - y no tan bien-- conocido como José Luis Higuera.

Y El Pelado la tiene muy cómoda desde el balcón de observador: si no es el Tri será Tigres. Perdiendo, sale ganando.

¿Miguel Herrera? Su única revaloración es enclaustrarse y concentrarse en ganar el título. Muchas palabras y pocos trofeos, operarían en su contra.

4.- REUNIÓN CUMBRE

Más allá de que Dennis Te Kloese es habilitado como apagafuegos de las llamaradas que se le chispotean a Guillermo Cantú, como no entrevistarse con la gente de Tigres y hacerle caravanas de agradecimiento, el cónclave será en octubre en Monterrey.

Ahí, Gilberto Hernández y Yon de Luisa finiquitarían el tema, más imponiendo condiciones que aceptando negociaciones. Y ya se sabe, el que manda no se equivoca... y si se equivoca, vuelve a mandar.

Para noviembre, con juegos en Europa, ya la FMF quiere tener definido al técnico nacional, en caso de concretar los encuentros, en el plan más ambicioso, ante República Checa (14 ó 15 de noviembre) y Francia (19 ó 20 de noviembre).

Te Kloese está haciendo las negociaciones de estos partidos, con el permiso absoluto para que la selección mexicana juegue sin beneficio económico, pero sin sangría financiera.

México quiere jugar en Europa en noviembre especialmente porque por esas fechas, la selección de Estados Unidos estará visitando a Inglaterra y a Italia.

Así, al final, el desenlace de este adulterio del desamor puede ser bajo el sello de la casa. Desde una telenovela con final feliz, en la que todos ganen, especialmente unos milloncitos de dólares. Y felices los cuatro, diría Maluma, agregando a Almeyda.

O puede ser un burlesque trágico-cómico (otra especialidad de la casa) en el que las tres partes sean el hazmerreír lúgubre.

Es decir: Tigres enojado con Tuca y la FMF; Tuca enojado con Tigres y la FMF, y la FMF haciendo feliz a Almeyda.

No podrá negarlo nadie, este ciclo mundialista rumbo a Catar 2022 merece una dotación extra de palomitas con doble mantequilla.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


"Tucalandia"

FECHA
12/09
2018
por David Faitelson

Nadie está listo en Tigres -y tampoco dispuesto ni siquiera a aceptar la posibilidad- de que Ricardo Ferretti deje al club para incorporarse de forma definitiva y completa a la Selección Mexicana. El tema se evita, se esconde, se distrae. Él tiene un contrato con la institución y se cree que debe cumplirlo hasta el último día de su validez. No deja de ser extraño, sin embargo, que el siguiente juego de la selección se dispute en la cancha de Tigres y que se contemple la posibilidad de hacerle un homenaje ese día. Nada esta dicho en “Tucalandia”.

MONTERREY -- En “Tucalandia” parece imposible vislumbrar la vida, el presente y el futuro sin Ricardo Ferretti.

Hugo Hernández levanta la mano, gesticula y ordena sobre la cancha de entrenamiento en la calurosa mañana de Zuazua. Del tema aquí no se habla, a menos de que sea estrictamente necesario. El equipo sigue trabajando con el mismo ímpetu y la misma dinámica. Está claro, sin embargo, que le falta un elemento imprescindible en su vida de los últimos 10 años.

“No estamos listos para ello porque nadie nunca está listo para perder a un personaje de su talla, pero somos un equipo y creo que podríamos superar cualquier tipo obstáculo”, dice un sonriente Nahuel Guzmán, el portero de Tigres, mientras a la distancia, los reporteros comienzan a abandonar el complejo de entrenamiento en camino al aeropuerto, donde alrededor de las cuatro de la tarde, debe aterrizar el avión con Ricardo Ferretti.

En Tjgres tratan de enviar un mensaje claro y contundente: “El Tuca” tiene un contrato y lo piensa cumplir hasta el último día. La Federación Mexicana de Futbol confirma que el siguiente juego de México será en el Estadio Universitario, en octubre, ante Costa Rica, aún con Ferretti en su carácter de interino.

El 'Tuca' atravesó el portón eléctrico de llegadas internacionales de la terminal “A” y enseguida cambió el “disco duro” para convertirse en el personaje “duro” que siempre ha sido ante los medios en Monterrey. Del asunto, no se habla más. La pelota esta ahora en los pies de los Federativos y de la gente de Tigres y de Cemex.

Tigres no parece estar listo para desprenderse del hombre que los ha guiado con éxito en la última década y descartan cualquier posibilidad de que ocurra. Miguel Ángel Garza, el presidente, ratifica una y otra vez que no existe ninguna negociación.

Lo que resulta extraño es que la FMF le haya concedido específicamente al Estadio de los Tigres un juego de la selección. Monterrey ya buscaba y merecía esa posibilidad, pero era más latente y lógica para el moderno y espectacular Estadio de los Rayados. También se planea rendirle un homenaje a Ferretti justo ese día -octubre 11- cuando México se enfrente a Costa Rica. ¿Es el inicio de una negociación?

“Sí, es el idóneo”, me responde Nahuel sobre la hoy hipotética llegada de Ferreti al banquillo tricolor de manera definitiva. “Lo es por su personalidad, experiencia y conocimiento. Creo que los futbolistas de la selección lo agradecerían”.

México ligó su cuarta derrota -dos que había coleccionado en el Mundial ante Suecia y Brasil-, pero no supone encontrarse en una franja del tiempo donde los resultados preocupen demasiado. México enfrentó a Uruguay y a Estados Unidos con jugadores jóvenes en la mayor parte de sus líneas. La misma idea deberá prevalecer para los partidos de octubre. No hay nada de lo cual alarmarse y tampoco es que Ferretti se haya jugado su continuidad o el convencimiento de que es el entrenador adecuado en este par de juegos. Fue una programación de FIFA en fechas inapropiadas que México utilizó para probar a futbolistas nuevos. Algunos de ellos, mostraron condiciones y otros más quedaron a deber. Y nada más.

Mientras tanto, el 'Tuca' regresó a casa. Tigres se alista para una semana de gran ajetreo. El sábado, en Pachuca, por la Liga y a media semana en Toronto -en el choque de los campeones de la MLS y la Liga MX- y luego el Clásico, el domingo, en el campo de Rayados. El 'Tuca' ha vuelto y por ahora, más que pensar en la posibilidad de perderlo, evitan el tema. A veces es más fácil negar la realidad, sobretodo cuando vives en “Tucalandia”.

@Faitelson_ESPN

Etiquetas:

David Faitelson, México

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


LOS ÁNGELES -- Este fascinante, disfuncional e inocuo divorcio, sin matrimonio ni luna de miel previa, entre el futbol de Estados Unidos y México, siempre ha tenido protagonistas peculiares.

Algunos antagonistas/protagonistas de perniciosa memoria. Como algunos pasajes de Rafa Márquez y Oswaldo Sánchez, hasta la persistencia hormonal de Landon Donovan, quien, irónicamente, terminó becado en un futbol del que dijo alguna vez "quiero ver a los mexicanos humillados, de rodillas, llorando".

Pasajes como el de Ramón Ramírez, quien un día, harto de provocaciones, simplemente voltea y le asesta tremendo patadón a Alexis Lalas, como para que quedara claro que estatura y complexión física, se emparejan en la cancha y se desemparejan con futbol.

Este martes, Diego Láinez se convirtió en el bienamado del futbol mexicano. Obviamente el americanismo lo trepó a su altar como su nuevo emblema, y hasta quisquillosos rojiblancos, cruzazulinos y pumas, antepusieron la devoción al Tri sobre la animadversión a El Nido.

Láinez pelea un balón, jalonea, empuja y el árbitro marca falta. Matt Miazga, la víctima, por decirlo así, voltea y le reclama al americanista.

Láinez, desde su liliputense estatura confronta al larguirucho estadounidense de sangre polaca, al que ya le había tronado tres vértebras, descoyuntado la cadera y puesto a rechinar el esternón en un par de jugadas.

Miazga, que en polaco significa pulpa, mescolanza, mazacote, había sido convertido en ello, con la pelota de por medio. Y entonces, recurrió a la simpática postura de referirse a la estatura del osado mexicano, que casi sufre de tortícolis, esmerándose en alcanzar a verle la punta del copete al adversario.

Hay 26 centímetros de diferencia, pero Láinez le reta con esa postura de, diría el mejor narrador mexicano de la historia, Ángel Fernández, "sacando sus fierros como queriendo pelear", y el hombre del pulposo apellido, le responde con la mímica de que está muy pequeño para tirarse un intercambio de golpes.

Obviamente eso encrespa más a Láinez. Entonces irrumpe Ángel Zaldívar, y luego Edson Álvarez, de una carrocería similar a la del defensor del Chelsea, a préstamo con el Nantes, le meten un hombrazo y Miazga decide acusarlos con el árbitro.

Miazga seguiría burlándose de Láinez y éste le diría "pero al futbol no sabes jugar". Las puyas se esfuman, pero los vapores de la rivalidad entre EEUU y México, al final afloran. Hasta antes de esto, el juego había sido en tono soporíferamente respetuoso.

Más allá del desenlace, una expulsión necesaria, aunque muy circunstancial y accidental de Zaldívar, y el gol de Adams, que exhibe la oclusión mental de Alanís y Ayala, al enfrentar un pase obvio en diagonal, con el perfil vencido, la cita quedó pactada.

Los promotores del Tri se han puesto las pilas: si no hay un par de buenos juegos en fechas críticas en Europa dentro de su Liga de las Naciones, quieren invitar a Paraguay (con Juan Carlos Osorio) y a EEUU (con Miazga) a jugar en territorio mexicano.

Hay bobalicones que consideran que las burlas reiteradas de Miazga merecían una tarjeta, pero de ser así, Edson debía cargado con otra, por el empellón con el que le sacudió el omoplato al estadounidense y también sus restos de bravucón.

Hay otros que creen que Miazga debe ser castigado por FIFA, como ocurrió, por ejemplo, con el colombiano Cardona al jalarse las comisuras de los ojos para burlarse de los sudcoreanos, y lo que le originó cinco juegos de suspensión en amistosos. Creo que no hay comparación, porque el segundo es un ataque étnico, racista.

Al final, Miazga y Láinez deberán volver a verse en eliminatorias y en amistosos, tal vez en Copa Oro, y en esas extrañas revanchas que concede el futbol.

Y si el mismo jugador americanista, muy centrado en su comentario, asegura que no se sintió ofendido, es uno de esos pasajes, en los cuales habrá que dejar que el veredicto final lo marque la cancha de futbol.

Es pues, me parece, de esos poquísimos y deliciosos retos y duelos, en los que el reglamento y los remilgosos seres humanos deberían sacar las manos y dejar que el talentoso y el picapiedra diriman lo dirimible con la única arma inocuamente perfecta: el balón.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


LOS ÁNGELES -- En el duelo de selecciones sin presente, pero con ansiedad de futuro, Estados Unidos resultó mejor en el marcador, pero inferior en la cancha. El 1-0, sin embargo, sentencia el dominio abrumador sobre México en la contabilidad de partidos amistosos.

Juego de un juego de altibajos, que de cierta cordialidad pasó a la algidez cuando Diego Láinez, desde su corta estatura, confrontó sin arredro ni temor a Miazga. Esto desencadenó en un par de empellones sobre el estadounidense por parte de Ángel Zaldívar y de Edson Álvarez, y Miazga arrugó con los de su estatura dándoles la espalda.

Con el 0-0 a cuestas y pocas penurias de ambos arqueros, llega la expulsión de Zaldívar, en un resbalón pisando la pelota, pero embistiendo en su caída con los tachones a Trapp. La roja, por accidental, no es menos merecida.

El gol de Adams, entre la artritis reumatoide tan conocida de Alanís y Ayala, y su torpeza mental para no saber leer una jugada anunciada desde el fondo, sentencia el marcador al '71.

¿El saldo? México hizo su apuesta por proponer el juego, y lo hizo el primer tiempo y en el segundo lapso, a partir de que elige la modificación de cuatro en el fondo, en lugar de la línea de cinco, para tener más presencia en media cancha.

¿Estados Unidos? Recuperó su esquema natural, el de las generaciones de Bora, Sampson, Arena, Bradley y que sólo llegó a corroer y promiscuir la farsa absoluta de Juergen Klinsmann.

Lo delicioso es que EEUU también tiene talento y tiene jugadores con pegada que deberán madurar en las andanzas en sus ligas y con la selección.

El estilo estadounidense siempre será cuestión de paladares. Si, ratonero, de emboscadas, de acechanzas, pero, al final, ese recurso le ha llevado en la historia a esas praderas del quinto juego en una Copa del Mundo, y que una selección mexicana sin un estilo continuo y definido, aún vislumbra desde el incómodo lote baldío de los suspiros.

Más allá de ser el protagonista del sofocón chusco al encarar, por decirlo de alguna manera, a Miazga, Diego Láinez fue el jugador atractivo del duelo, especialmente con una travesura por el lado derecha, lujo especial de su habilidad y de esa corta estatura, que le permite adulterar su centro de gravedad de manera prodigiosa.

Hubo jugadas en las que Láinez se vio aislado y solitario, no por falta de acompañamiento, sino por poco entendimiento. No encontró, a pesar de los esfuerzos de Abella y Alvarado, el diálogo necesario para hacer daño, con la interrogante de la afinidad que podrá llegar a tener a futuro con Jonathan González.

Lejos del lleno, porque afortunadamente el aficionado mexicano en EEUU ha aprendido a elegir los encuentros importantes, y los otros que son un engaño, los 40 mil aficionados, con una desigual presencia estadounidense, debieron salir satisfechos porque se sumaron pasión y compromiso en el juego, que, cierto, a veces, no terminan por avalar un buen espectáculo.

Tuca Ferretti, al menos, tras dos derrotas en la Fecha FIFA de septiembre, habrá hecho sus cálculos para octubre, para enfrentar a una desamparada Costa Rica y una selección chilena que ya empezó con problemas con su cuerpo técnico a raíz de la marginación de Alexis Sánchez en estas jornadas.

Ferretti sabe que tiene barro y que tiene arcilla. Con algunos jugadores sólo podrá hacer macetones y con otros podrá decorar modestos museos. Con 99.99 por ciento de segura su permanencia en el Tri, en octubre, ya habrá menos espacios para explicaciones y más espacios para resultados.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


AL INICIO